PLAZUELA DEL BARATILLO

La plaza del Baratillo presume con orgullo una fuente de bronce de estilo florentino, formada por la pila, una venera y su pedestal sostenido por cuatro peces. Anteriormente situada en la plaza de la Paz, fue una de las primeras fuentes en recibir agua para suministro público procedente de la Presa de la Olla. Es una pequeña plaza en la que se dice se pueden percibir los lamentos de las ánimas de los Carcamanes, una leyenda típica de Guanajuato que data del siglo XVIII en la que se cuenta la historia de lo sucedido en la casa de estos hermanos ubicada en una de las esquinas de la plazuela…